Algunas notas rápidas sobre cosas que he visto esta semana.

Nueva autenticación en dos pasos de Google

La autenticación en dos pasos con las cuentas de Google solicita en el primer paso usuario y contraseña, y después envía al móvil un código que se debe introducir en el segundo paso.

Esta mañana se me ha activado la versión simplificada del mecanismo. Tras preguntarme, durante el login en el ordenador, si quería probarlo, el segundo paso se ha convertido en una simple pregunta en el móvil:

Sin necesidad de mensajes SMS
Sin necesidad de mensajes SMS

Nada de SMSs ni códigos adicionales: simplemente pulsando un botón en el móvil verificamos que el login es legítimo. No sé si es más seguro, pero desde luego es más cómodo.

¿Mashup?

Buscando información sobre la api de Google Maps me vino a la cabeza la palabra mashup, que se utilizaba hace unos años para describir las aplicaciones que mezclan en una aplicación datos obtenidos de otras aplicaciones distintas. El término se usó especialmente con aplicaciones que usaban Google Maps para mostrar todo tipo de información geolocalizada.

Pero mi sensación era que este término dejó de usarse de forma bastante repentina. De hecho, creo que hace años que no me la encuentro es este contexto. Y con motivo, a juzgar por los datos que muestra Google Trends:

Evolución del término mashup en los últimos años
Evolución del término mashup en los últimos años

Zips con javascript en GMail

Google no permite descargar desde GMail una zip que contenga javascript. El servidor detecta que el contenido puede ser peligroso y no permite descargarlo.

Sin embargo, esta limitación parece sólo de la aplicación web. Usando un cliente de correo electrónico como Thunderbird (que abrí para esto por primera vez desde que instalé Ubuntu) el archivo se descarga sin problemas. Eso sí, conectaros vía IMAP si no queréis descargaros todo el correo que tengáis almacenado en el inbox de GMail (en mi caso, todo el personal correo desde el 2008)

Visual Studio Code

Sublime Text 3 es un editor estupendo: potente, flexible, multiplataforma y extremadamente rápido. Es superior a las otras opciones que he probado para desarrollo front y Python, creación de documentos Markdown, y gestión de archivos de texto en general.

Visual Studio Code, bueno, bonito y barato
Visual Studio Code, bueno, bonito y barato

Sorprendentemente, la mejora alternativa viene de la mano de Microsoft: Visual Studio Code. Gratuito, open source, multiplataforma y rápido. Pese al nombre se parece más a Sublime Text que al Visual Studio tradicional.

Está orientado al desarrollo desde el inicio, así que incluye de serie depurador para diversos lenguajes, autocompletado, integración con Git… Tiene también un sistema extensiones que permite adaptarlo a casi cualquier necesidad.

Destaca como entorno de desarrollo front, con depuración nativa de javascript, integración con Chrome, linting para diversos sabores de javascript, … Pero también es una gran herramienta para Python, Go y scripting en general. Totalmente recomendable.